Utopia 2

El Programa Utopía de la Universidad de la Salle

Hace algo más de un mes se publicó en ANeIA un artículo en el que se describió la Universidad EARTH y su programa modelo para una educación profesional en el campo. En el presente artículo se le dará continuidad al tema de la educación en la ruralidad, pero en este caso teniendo como foco el programa Utopía de la Universidad de la Salle, el cual puede ser el programa más sobresaliente de este tipo en Colombia. Creemos que la educación profesional en el campo debe ser diferente a la de la ciudad, la educación para la ruralidad debe tener un componente práctico y técnico muy fuerte, acompañado de una preocupación por los grupos sociales que la labor en el campo impacta y por el medio ambiente, ya que toda explotación del suelo deja su marca ecológica.

Hace algo más de un mes se desarrolló el festejo por los 25 años de la Universidad EARTH de Costa Rica, en dicha celebración el rector de la Universidad de la Salle, el señor Carlos Gabriel Gómez, comentó el estado de la educación rural en Colombia y de manera breve los fundamentos sobre los que nació el proyecto Utopía. El Rector de la Salle fue maestro rural en la Guajira y en el Cesar, y se desempeñó como rector del Colegio de San Vicente del Caguán, esta experiencia lo autoriza como a pocos en Colombia para hablar acerca de la educación en el campo. Sin vacilar, Gómez afirmó que “la educación rural es un desastre” y por esto se siegan las oportunidades de los habitantes rurales. A lo anterior, lamentablemente se le suma el hecho incontrovertible de la deuda histórica que tenemos con la ruralidad a causa del conflicto armado, pues los muertos de la guerra son del campo.
Sin embargo, a pesar del panorama oscuro por el que atravesará el campo siempre que haya guerra, el Rector de la Salle mira con optimismo, pues está convencido de que el país tiene las condiciones esenciales (empezando por su posición geopolítica) para convertirse en potencia en producción de alimentos. Esto sería afirmar la seguridad alimentaria en Colombia y otros países. Para lograrlo se necesita de una política seria de desarrollo rural, que esté al alcance del campesino, pues lo ideal es que sean los habitantes rurales quienes sean los protagonistas de la transformación y no unos simples espectadores de piedra. Gómez considera que es un proyecto que se debe hacer indistintamente del resultado de las conversaciones en la Habana y que si en él la educación va a jugar un rol, es vital que el proyecto tenga una duración mínima de 20 años, para tener el tiempo de llevar a un niño de primero de primaria a ser un universitario.
El programa Utopía fue creado con dos axiomas esenciales: i) Paz para desarrollar el sector rural y ii) El motor del desarrollo rural es la educación. Esto se debe a que la educación lleva a la equidad y a la democracia, porque a través de la formación se constituyen las oportunidades y se llega a ellas. Utopía se destaca entre otras ofertas académicos en el país por su carácter de educación práctica y la procedencia de sus estudiantes. El elemento práctico de Utopía se ve en primera instancia en su campus, pues este está ubicado cerca de la ciudad de Yopal (Casanare) y cuenta con cerca de 1,200 hectáreas. Este terreno es usado como elemento de estudio y de investigación, de manera que las clases no se reducen a un libro de texto o un aula de clase. El campus cuenta con 22,000 metros cuadrados de construcciones entre las que se encuentran los salones de clase, los laboratorios, los alojamientos y las salas de computo.
Utopia 1
Por su parte, respecto a las admisiones, el programa sólo acoge estudiantes de escasos recursos que han sido víctimas del conflicto y que a pesar de esta condición, de un pasado de violencia, cuentan con la estabilidad mental y la energía para dejar atrás esas cicatrices. Desde la selección de sus estudiantes, en la que promueve la reconciliación, el programa muestra acciones especificas para la construcción de paz, a diferencia de muchas organizaciones del país en donde las intenciones de paz se quedan sólo en la buena voluntad. La sola convivencia pacífica y fraternal entre los estudiantes que han sufrido (y en muchos casos pertenecido) a la guerrilla, a grupos paramilitares y a otros eslabones del conflicto es de resaltar como un camino hacia la paz.
De acuerdo a la información provista por la página web de Utopía, el proyecto cuenta con 5 componentes, entre los cuales transcurre la vida de quienes hace parte del proyecto. Los primeros 3 componentes son: la carrera de Ingeniería Agronómica, el Centro de Investigaciones Agrícolas y Ganaderas, y el Programa de Formación para el Liderazgo Social, Político y Productivo. De estos tres componentes de carácter pedagógico surgen los últimos dos componentes, que más que componentes son productos del de la concepción y del esfuerzo realizado en Utopía. Estos son: El Laboratorio de paz y la Emprezarización del Campo.
Actualmente Utopía acaba de instituir su sexta cohorte, la cual está conformada por 58 jóvenes de 13 departamentos. 58 jóvenes que tienen una importantísima oportunidad y por ende una gran responsabilidad para consigo mismo y sus municipios de origen.
Felipe Arrázola Martínez
@farrazola
Referencias:
· Gómez, Carlos. Panel, Celebración 25 años Universidad EARTH. 28 de Julio, 2015. Bogotá.
· Utopía. Una Propuesta para la reinvensión de la Colombia Agrícola. Universidad de la Salle. Bogotá http://utopia.lasalle.edu.co/wps/portal/utopia/Home/Inicio
Compartir:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *