indupalma4

La Evidente Falta de Política Agraria de Estado: La Palma de Aceite

 

¿Cómo entender esta decisión del Gobierno, siendo el cultivo de palma de aceite una de las actividades que genera mayor dinamismo en el campo colombiano, el segundo cultivo agroindustrial después del café, con gran impacto social en zonas difíciles de la frontera agrícola, que se adelanta en medio de condiciones adversas, de inseguridad, falta de infraestructura y precarios bienes públicos, como ocurre en Tumaco, el Catatumbo, el Magdalena medio, entre otros lugares, y que podría llegar a tener un papel destacado en el postconflicto.

Fedepalma

Al finalizar el pasado mes de febrero, el mercado apostaba por un índice de inflación en ese mes de entre 1,0 y 1,6 por ciento pero el gobierno buscaba por todos los medios detener ese ascenso. En busca de ese freno, el pasado 29 de febrero el Gobierno junto al Ministerio de Comercio expidió el decreto 343 de 2016, el cual reduce a cero los aranceles para la importación de fríjol, lenteja, ajo y diferentes tipos de aceites. La medida espera tener vigencia de seis meses y se aplicó inmediatamente, desde el 1 de marzo. El decreto nace como respuesta a la inflación de alimentos que en enero se trepó 2,82% y en el último año, 12,26%. Cabe resaltar que el impacto fiscal de esta decisión ronda los $33.600 millones.

cc3

En datos del DANE, la inflación en los precios de los aceites escaló 20,49% en 2015 y la del fríjol, 45,79%.

Según el ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas, “la medida tiene como propósito facilitar la importación de estos bienes, y reducir los costos al consumidor final para que, de esta manera, se alivien los gastos de la canasta familiar”. En la medición del Índice de Precios al Consumidor (IPC) lo que más pesa es la vivienda con 30,1%, después los alimentos con 28,2% y luego el transporte con el 15,1%; estos tres representan el 73% de los gastos colombianos.

Por suerte de algunos productos como el arroz y la carne de pollo, fueron dejados por fuera de la medida. Sin embargo, la Federación Nacional de Avicultores (Fenavi) manifestó su rechazo a que se hubiera propuesto desmontar el arancel a la importación de pollo. Este gremio calificó la política comercial como sesgada y al gobierno como incoherente.

Corte_de_palma

Por su lado, la Federación Nacional de Cultivadores de Palma de Aceite (Fedepalma), se pronunció en torno a las determinaciones del gobierno nacional rechazando las medidas arancelarias para los aceites y grasas ya que impactan negativamente a la agroindustria y en particular a las comunidades palmeras, que se caracterizan por estar ubicadas en zonas vulnerables; algunas de ellas de sustitución de cultivos ilícitos y con baja presencia del Estado. Adicionalmente rechazan el procedimiento para abarcar estas medidas puesto que “altos funcionarios se habían comprometido en adelantar un proceso de concertación que no se cumplió, lo cual ha lesionado la confianza legitima que el gremio tenía en el gobierno.”

Las medidas estipuladas por el Gobierno tienen un impacto negativo en los ingresos de la agroindustria, y en particular en las regiones. Se estiman pérdidas de alrededor de $220.000 millones de pesos en los próximos seis meses, lo que equivale al 13% de los ingresos del sector. Todo esto ocurriendo en momentos en los cuales muchos productores se han visto fuertemente impactados por el Fenómeno “El Niño”, que ha reducido la producción en algunos casos hasta en un 40%, sin contar con la ayuda del gobierno para contrarrestar estos impactos económicos.

california_sequia_489586

Más aún, el sector palmero afronta una gran crisis por problemas fitosanitarios, especialmente en Tumaco donde la enfermedad de la Pudrición del cogollo arrasó con toda el área sembrada, 35.000 hectáreas. Otra cifra similar sufrió Puerto Wilches, Santander y Cantagallo en el sur del Bolivar, lo cual ha deteriorado y afectado la economía y las condiciones sociales de sus poblaciones.

Para Fedepalma, “reducir a 0% el arancel para los aceites y grasas desde todos los orígenes, resulta excesivo e innecesario, máxime si se tiene en cuenta que los aceites y grasas apenas participan con el 1% dentro de la inflación total”. Es cierto también que resulta cuestionable tratar de controlar la inflación golpeando a los sectores productivos, ya que dicha reducción puede perderse en la cadena de distribución y convertirse en una simple transferencia de rentas del sector agrícola a los otros actores de la cadena.

El sector palmero está siendo atacado muy gravemente por esta política de Estado que desconoce sobre el campo y la agroindustria. Desconoce, por ejemplo, que los precios de los fertilizantes se incrementaron en el último año en un 42%, dado el comportamiento del dólar, lo cual afecta los costos de producción y la competitividad del sector. Adicionalmente, es una actividad que adelantan alrededor de 6.000 cultivadores, en su mayoría pequeños y medianos productores, está presente en 125 municipios y 20 departamentos del país. Más aún, genera cerca de 140.000 puestos de trabajo, directos e indirectos, y en muchas regiones del país es la única alternativa de producción legal.

palma_nuevo

La medida no parece ser justa para los productores nacionales ya que los productos importados vendrán de países que aplican subsidios directos a la producción o al consumo, e impuestos diferenciales a las exportaciones de estos productos, como Malasia e Indonesia (países con los cuales Colombia NO puede competir). Esto lo que hace es desincentivar la industrialización en el país y reducir ampliamente el consumo doméstico. Adicionalmente esta regulación va en contra del Plan Colombia Siembra que tiene una meta de sembrar 1.000.000 de hectáreas en los próximos años, de los cuales 150.000 hectáreas serán de palma de aceite. ¿Cómo pretenden que se amplíen el número de hectáreas sembradas en aceite de palma cuando están quitando por seis meses los aranceles y se van a perder muchos recursos para estas plantaciones?

Escrito por: Santiago Vásquez

 

Bibliografía

Compartir:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *